¿Ofrecen tratamientos también para las mujeres?


Aunque la mayoría de los pacientes que se someten a un trasplante de cabello son hombres, un cada vez más alto porcentaje de mujeres ha comenzado a considerar el trasplante de cabello como un tratamiento para su pérdida de cabello.
Las mujeres generalmente optan por un trasplante para bajar la línea frontal del cabello o agregar volumen a aquellas áreas extremadamente con poca densidad.
No siempre se requiere que las mujeres se afeiten por completo la cabeza.
Para realizar la fase de extracción, solo se afeita parte del área donante, que permanecerá completamente “invisible” y cubierta por el resto del cabello de esa zona ( para ello la mujer debe de tener el pelo largo tipo melena).
Las mujeres con el cabello largo podrán ocultar fácilmente el área afeitada cubriéndose con el cabello largo que las rodea, y de este modo no se notará la zona afeitada.
Gracias al perfeccionamiento de la técnica y a los nuevos procedimientos cada vez menos invasivos, las mujeres también han comenzado a someterse al trasplante capilar para cubrir aquellas áreas despobladas o con poca densidad.